Las chicas Gilmore vuelven

Las chicas Gilmore regresaron tras nueve años a Netflix tal y como se las recordaba aunque con algunos cambios

Simplemente viendo el tráiler, podemos comprobar que la esencia que siempre tanto ha caracterizado a  Las chicas Gilmore sigue existiendo en esta nueva temporada, madre e hija contra el mundo en el mismo pueblecito de siempre, comiendo todo lo que se encuentren, bebiendo mucho café, discutiendo con la madre de Lorelai, sacando de quicio a Luke…

En mi opinión, esta nueva temporada simboliza la búsqueda del camino correcto cuando te pierdes en la vida, habla de superación, recupera momentos, personajes y escenas clave y genera un sentimiento de “morriña”, sabiendo perfectamente lo que más le gustaba al espectador y haciendo hincapié en ello.

Antes de empezar a comentar esta nueva temporada, tengo que avisar a los lectores de que este artículo contiene muchos, muchos spoilers, si aun no has visto los capítulos, ¡deja de leer!

Las cuatro estaciones de Las chicas Gilmore hacen que podamos revivir un año de las chicas que marcaron una era, pudiendo ver a los personajes como si no se hubieran ido nunca. Prácticamente todos los antiguos personajes tienen su especial aparición repartidos entre los cuatro capítulos:

  • Taylor aparece molestando, como siempre, a Luke y contratando a Rory para que sea directora de La Gazzette de Stars Hollow.
  • Lane viviendo con su marido y siendo su principal confidente como siempre ha sido.
  • Kirk sin separarse de  un cerdo que le ha regalado el pueblo para que no tenga un hijo durante algunos años y con su negocio uuber.
  • Dean  que se encuentra con Rory en el supermercado como la primera vez que se vieron,
  • Logan que tiene un romance secreto con Rory a escondidas de su mujer.
  • Paris tan impertinente como siempre y más irritable porque se está separando.
  • Sookie y Michel en el Dragon Fly Inn…

Todos tienen cabida en este año de las chicas, haciendo que el público se emocione con cada aparición.

Edward Herrmann

Es necesario mencionar que toda la temporada está dedicada a Edward Herrmann, actor que interpretaba a Richard Gilmore (el padre de Lorelai) que murió el pasado año. En la serie también muere y vemos a las tres generaciones Gilmore tratando de afrontar su pérdida de diferente forma, haciendo que viviesen un año muy complicado:

Lorelai ve como su negocio se queda pequeño, se siente abandonada por Sookie, que ha dejado el Dragon Fly Inn y por Michel que está pensando hacer lo mismo, tiene problemas con Lucke con el que lleva nueve años juntos y se siente perdida por la muerte de su padre.

Rory siente que su carrera se ha estancado tras la publicación de un artículo en New Yorker, tiene un novio del que ni se acuerda y a Logan como amante (del que siempre ha estado enamorada) que está prometido. También ha vuelto a casa de su madre y decide hacerse cargo de La Gazzette de Stars Hollow para que esta no cierre. Su vida empieza a mejorar cuando Jess (su ex novio y sobrino de Luke) la visita y la dice que debería escribir un libro de la relación que tiene con su madre. Al comunicárselo a esta, no se lo toma bien porque piensa que es una invasión de su intimidad y vemos como durante un tiempo las inseparables madre e hija, se distancian. Al final, Rory se reconcilia con su mejor amiga y madre y decide cortar con Logan y centrarse en su libro.

Emily Gilmore

Por otro lado, Emily Gilmore parece ser la que más sufre tras la muerte de su marido, ya que como ella misma dice, han vivido juntos más de cincuenta años y no sabe como continuar su vida sin él. Vemos como la mismísima Emily Gilmore se levanta al mediodía, viste con vaqueros, se deshace de casi todos sus bienes, mete a toda una familia con niños a vivir en su casa como asistentes internos y se va a vivir a su casa de verano, vendiendo en la que ha vivido toda su vida. Los cambios que experimenta este personaje son sustanciales, pero poco a poco, conforme avanza la trama, podemos ver como Emily va juntando sus pedazos y recomponiéndose. Al principio Lorelai no se preocupa por su madre, pero poco a poco se va involucrando e incluso va a terapia con ella para ayudarla a mejorar, aunque acaba yendo sola.

Finalmente, el último capítulo ata casi todos los cabos que habían quedado sueltos anteriormente. Lo más interesante, en mi opinión, es la evolución de Lorelai, que siempre había tenido una mentalidad en parte infantil y vemos como madura emocionalmente, afrontando sus problemas y sentimientos más dolorosos, desnudándose emocionalmente con su madre y con Luke, a quien le propone matrimonio.

Últimos minutos 

A su vez, en los últimos minutos del último episodio, tras la boda anticipada de la madre y Luke, Lorelai y Rory, está sentadas en el templete de Stars Hollow, el pueblo donde siempre han vivido y en el mismo lugar donde empezaron la serie.

-Mamá- murmura Rory nerviosa.

-¿Sí?-responde Lorelai.

-Estoy embarazada.

Así acaba este homenaje a toda una vida de madre e hija, poniendo a Rory en el lugar de Lorelai y acabando así un ciclo para, tal vez, dar paso al siguiente en algunos años.

Os recomendamos:

Miriam Salgado Albertus