La eterna dictadura de los cuerpos normativos

La moda, al igual que la cultura, es inherente a los cambios que experimenta la sociedad, y al igual que está ocurriendo con esta última, se encuentra en una etapa de cambios

Tras esta breve reflexión no puedo evitar preguntarme ¿Qué es la moda?

Algunas personas dirán que no les importa, unos pocos que es puro consumismo, otros creerán que solo se trata de chicas guapas con ropa bonita, pero para muchos, como es mi caso, es una forma de expresión y libertad. Sin embargo, esta libertad no podrá ser plena hasta que todo canon en relación al cuerpo de quien lleva la ropa sea abolido.

Siguiendo esta línea, algunas marcas de ropa utilizan la libertad como uno de sus valores a la hora de publicitarse. Un ejemplo de ello es Springfields con su lema “As you live”. Pese a esto, las mismas marcas que se venden bajo el slogan “sé tú mismo” son las primeras que nos ponen restricciones, empezando por lo más sencillo e importante a la hora de comprar ropa, la talla. Siguiendo el ejemplo puesto anteriormente, Springfield muestra en sus anuncios a unos ideales Macarena García y Pablo López viviendo sus vidas sin obstáculo alguno mientras que sus tiendas ofrecen exclusivamente un tallaje normativo.

Siendo sinceros, hay muy pocas tiendas que ofrezcan tallaje para los cuatro tipos de cuerpos más generalizados ( “normal”, tall, petite y curve).  Sin contar tiendas especializadas en un tipo de cuerpo concreto, estas son las que he podido encontrar con mayor variedad de tallas: Asos, Zalando, Boohoo, ChiChi London, New Look  y  Missguided. Además, existe una característica común entre la mayoría de estas tiendas, y es que todas menos New Look venden online únicamente. Este hallazgo arroja una esclarecedora verdad, casi ninguna tienda física tiene ropa adaptada a distintos tipos de cuerpos. Y en el caso de las que la tienen, como puede ser Mango con su línea de tallas grandes Violeta, tienden a ofrecer ropa distinta a la que se vende en tallas más pequeñas y con menor variedad, por no hablar de que hacen una gran diferenciación entre la línea de tallaje ampliado y la normal, colocando la ropa más grande en un lugar separado del resto.

Fuente: Asos

No obstante, este no es el único problema. Todas las personas llevamos ropa en nuestro día a día, y nos guste más o menos la moda, queremos sentirnos cómodos con ella puesta. Aunque históricamente la industria de las marcas de ropa haya estado más orientada a un público femenino, los hombres también compran ropa y la disfrutan igual que nosotras. A pesar de ello, de las tiendas mencionadas anteriormente la única que contempla que los hombres puedan tener cuerpos no normativos es Asos, eso sí, de forma más reducida que en el catálogo de mujeres, ya que solo tienen línea Tall y tallas grandes ¿Es que acaso no existen los hombres petite?

Fuente: Asos

A parte de las marcas ya mencionadas, existen algunas tiendas que pese a no tener colecciones de ropa para distintos tipos de cuerpos, ofrecen pantalones vaqueros de distintas longitudes y de tallaje más o menos amplio, como es el caso de Levi’s y Hollister.

Dificultades como estas suponen una traba para mucha gente que dejar de vestir o ser como quiere ser por culpa de una sociedad que se niega a la diversidad. A pesar de esto, no todo está perdido, seguir haciendo cambios está en nuestras manos. No va a ser un camino fácil, el progreso es como una planta a la que hay que regar un poquito todos los días, pero al menos nuestra semilla ya ha echado sus primeras raíces.

 

Comparte esto:
Victoria Alonso

Victoria Alonso

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *