Conocemos a La Curva: “Queremos acabar con los estereotipos desde la música”

El pasado 17 de abril La Curva publicaba su nuevo single, “Oasis”

Beto (guitarra), Iñigo (voz), Niko (guitarra rítmica), Blo (percusiones), Inés (saxo y voz) Jaime (oboe), Pepi (bajo), y Pa (batería). Ocho jóvenes que llegan dispuestos a hacerse un hueco entre los mejores a través de un género que ellos mismos han creado: El SkaReggaeRoll. Desde luego, ilusión no les falta. Agarraros, que viene La Curva.

 

¿Cómo empieza La Curva?

R: La Curva empezó porque Beto me envió un mensaje por Twitter diciéndome que quería hacer un grupo de Ska, y yo (Inés) también quería. Después se unió Íñigo. Ya teníamos dos guitarras y voces. Pensé en Pepi, a quien conocía del pueblo… De esta manera empecé a unir a toda la gente Ska. Por parte de Beto llegaron el resto de los componentes: Lopa, Jaime, Nico… Fue algo muy bonito, porque surgió por conexiones.

 

Ya que vosotros tenéis representación femenina… ¿Cómo veis el feminismo dentro del mundo de la música? Ya que, una de las principales críticas que recibe un festival, por ejemplo, es que apenas actúen mujeres.

 R: Es verdad que sobre todo en grupos de nuestro estilo es muy difícil encontrar representación femenina. Por ejemplo, en la música pop sí que es más fácil que una mujer triunfe. Es una mierda, en los dos sentidos:  Quiero decir: ¿Por qué una chica no puede tocar la batería, y un chico no puede cantar? Es absurdo, queremos acabar con los estereotipos.

También es algo que nos inculcan, de alguna manera, desde pequeños; vemos a guitarristas hombres, bateristas hombres… Entonces a una niña no se le ocurre llegar a ser guitarrista o baterista. Tenemos que intentar cambiar eso.

 

¿Habéis tenido alguna mala experiencia relacionada con vuestra música o con vuestra apariencia?

R: Lo cierto es que no, pero también porque nuestro género empieza a ser cada vez más conocido. Es una música que no hace daño a nadie, con la que la gente se lo pasa bien. Sí que tiene crítica social, pero no nos decantamos por ninguna idea política, somos apolíticos.

 

¿Qué me podéis contar de Oasis, vuestro último single? (Videoclip, mensaje…)

 R: El del videoclip ha sido un trabajo difícil. Lo hemos tenido que grabar dos veces, porque la primera vez que grabamos fue en un colegio y bueno… al principio todo bien, (nos ofrecieron hacerlo gratis…), pero luego perdieron parte del material. Ahora lo agradecemos, porque eso nos dio la oportunidad de grabarlo con otra persona mucho más implicada. Te llevas hostias, pero al final te hacen más fuerte y te das cuenta de que todo pasa por algo. Ahora estamos muy contentos con el resultado.

La idea surgió en clase y la terminamos juntos en El Matadero. Habla de un viaje, y mola mucho, porque cada uno lo puede interpretar de una manera.

 

Estáis maquetando vuestro primer disco, “QAMAR”. ¿Sabéis ya cuando lo vais a publicar?

 R: Ahora, de momento, vamos a ir tope con Oasis y con más proyectos (risas). El disco está pensado para después de verano, aunque no sabemos exactamente la fecha. Lo que podemos asegurar es que tenemos muchas ganas.

¿Habéis pedido participación para algún festi este verano?

 R: En verano estamos abiertos a todo lo que venga. Si nos sale algún festi genial, si no pasa nada. También tenemos pensado hacer una pequeña gira por el norte de España, o incluso fuera de España. Tenemos que ver cómo va la cosa

 

¿Qué dificultades encontráis a la hora de compaginar la música con los estudios o el trabajo?

R: A veces es complicado alternar las dos cosas. No siempre hacemos todo lo que nos gustaría. Además, somos 8, y es difícil coincidir horarios, pero sí que existe ese compromiso por parte de todos de quedar al menos una vez a la semana, porque es algo que haces por vocación. De hecho, si una semana no quedamos para ensayar nos sentimos vacíos. Podemos decir que hemos encontrado en La Curva una familia, y no nos imaginamos nuestra vida sin ella.

 

¿Tenéis pensado cambiar de registro en un futuro?

R: Es que tampoco trabajamos un registro determinado. Muchas veces decimos que hacemos Ska, pero no es del todo cierto. Cuando decimos eso y la gente nos escucha se extraña porque no tenemos nada que ver con lo que entendemos por Ska, por hemos patentado lo del SkaReggaeRoll, porque son los tres géneros que más combinamos. Luego a cada miembro le gusta más un estilo, tiene una influencia distinta… eso hace que cada canción suene totalmente diferente al resto y tire más hacia un lado o hacia otro.

 

¿Con qué artista o grupo os gustaría compartir escenario? ¿En qué país/ciudad?

R: Con una orquesta como hizo La Raíz, con La Pegatina, con Búhos, con Bohemian Betyars, con Itaca Band… En Alemania u Holanda, que se lleva mucho esta música.

 

Por último, ¿qué consejo daríais a un grupo que acaba de empezar?

 R: ¡Que vayan a tope!  Es una experiencia increíble, que enriquece mucho. Tienen que saber que se van a caer muchas veces, pero como decíamos antes, eso te hace más fuerte. Los animamos a dar el paso, porque no se van a arrepentir.

 

 

Comparte esto:

Rubén Rozas Gutiérrez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *