Diccionario Musical (III): el remix, un modo de transformar la música

Este artículo es una continuación de una recopilación de lo que pretende ser un acercamiento a las definiciones técnicas de términos utilizados habitualmente en el ámbito musical.

Este último capítulo aborda la definición del remix, con un resumen de su historia.


Definición

Un remix (remezcla) es una mezcla alternativa de una canción en la que cambian o añaden elementos para cambiar su género o mejorar la calidad de sonido. Dentro del mismo, también están los dos términos de los que hablamos anteriormente: el sample y el mashup.

Historia del remix

A pesar de que tiene raíces jamaicanas, se considera que el primer remix de la historia es una versión extendida de “Do It Til You’re Satisfied”, hecha por Tom Moulton. Ideó el remix como un recurso para alargar los temas que pinchaba en sus sesiones en el resort New York’s Fire Island.


El primer remix de la historia fue una versión extendida de la canción “Do It Til You’re Satisfied”, hecha por Tom Moulton.

En la misma década, el deejay Walter Gibbons introdujo más métodos para remezclar: durante sus sesiones en el club neoyorquino Galaxy 21, utilizaba la grabadora de bobina para mezclar el beat y acetatos para los efectos de sonido. Así, en 1976 convirtió un tema de 3 minutos como “10 Percent” de Double Exposure en el primer vinilo de 12 pulgadas disponible para comercializar, con 10 minutos de duración.

La historia de Gibbons entre finales de los años 70 y principios de los 80 acompaña a la de la supervivencia de la música de baile. De su remezcla de 1977 al “himno Disco” “Hit And Run” de Loleatta Holloway utilizando cintas multi-pista, pasó al Boogie con una mezcla del tema de Instant Funk “I Got My Mind Made Up”.

Gibbons le dio el vinilo a Larry Levan, deejay del club Paradise Garage (también neoyorquino), debido a que se tomó un año sabático. Sus noches mezclando temas de Salsoul, la discográfica de ese vinilo, desembocaron en la experimentación con sintetizadores y efectos.

De manera paralela y como consecuencia de esa experimentación, Kool DJ Herc, Grandmaster Flash y Afrika Bambaataa dieron forma al Hip-Hop del Bronx, mientras que Frankie Knuckles y Ron Hardy hicieron lo propio con el House de Chicago. Pero no todo se quedó en la inspiración de géneros: Londres fue la cuna del mashup, con las producciones de Matt Black y Jonathan More.

Años después, el remix siguió influyendo en la aparición de géneros como el Acid-House, el Trance o el Progressive House, en un mar de nombres como Jam & Spoon, Richie Hawtin o Disco Evangelists. Fatboy Slim y The Chemical Brothers destacan entre los nombres que pusieron de moda el Big Beat de los 90, mientras Goldie’s Angel cimentó el Drum & Bass.

El remix en la actualidad

El avance de la tecnología de los años 2000, con la consolidación de internet y las nuevas formas de comunicación, conllevó que las remezclas pudieran viralizarse.

Pero no es tan fácil sacar un remix: para poder hacerlo de manera legal, hay que obtener el permiso de quien posea los derechos del tema original; aunque también puede salir en descarga gratuita, como se explica en el anterior capítulo.

De hecho, gran parte del tráfico de Soundcloud, la plataforma de música en streaming, se basa en las remezclas, y en el caso de Spotify, los propios sellos sacan packs de remezclas.

El remix es esencial para las sesiones de los deejays, pero, como muestra su historia, también es una manera de transformar la música en sus distintos géneros.

Os recomendamos:

Comparte esto:

JesusMoreno